Berri Txarrak “Infrasoinuak”

Los navarros tienen nuevo trabajo, el número nueve de su gran historia, Infrasoinuak: diez cortes que de manera individual, tienen cosas reconocibles de lo que ha sido su trayectoria hasta el momento. Publican en su sello propio desde hace mucho tiempo, ‘Only the dreams‘. Pues les otorga hacer lo que se les ponga en sus rudas pelotas, sin rendir cuentas a nadie. De nuevo se han puesto bajo las órdenes del productor Bill Stevenson, el que ya le diera forma a ‘Xake-Mate Kultural Bat’, la última parte de la aclamada trilogía ‘Denbora Da Poligrafo Bakarra’. Bill, para quien no le conozca, es el grandioso batería de los Descendents, All y de Black Flag, ahí es nada, y por sus manos han pasado grandes como Nofx o Rise Against.

Lo primero que notas en la primera escucha del disco es la variedad de estilos que existe en cada corte, llegando a sorprenderte que se muevan igual de bien tanto en unos terrenos como en otros. Llámame tarado, pero a mí, cada vez se parecen más a los Foo Fighters patrios. Da igual lo que les de por hacer, porque lo bordan.

La media hora de ‘Infrasoinuak‘ pasa volando gracias a unos sonidos muy reconocibles de este power trio que se maneja con soltura como ya he dicho, entre el hardcore, el punk y el rock en todas sus vertientes.

Te vas a encontrar desde riffs machacones de rollo stoner ‘Dardararen Bat’ hasta el punk más afilado y veloz de Hozkia pasando por ejemplo por un poprock de estribillo pegadizo de Spoiler! o parando un rato en el powerpop al más estilo Weezer en Beude.

Parece complicado, y claro que lo es. Crear melodías harmoniosas con un lenguaje tan duro de escuchar como es el euskera es tarea difícil, pero, tal y como nos tienen acostumbrados Berri Txarrak, las líneas vocales son geniales y siempre están a la altura los coros puntuales. Lo que más te jode si cabe, es no saber euskera para corear los temas a berrido limpio. En su web podrás leer cada una de los letras en castellano. He sacado de su web una frase traducida, del tema  ‘Sed Lex’ : “la lengua es importante
sobre todo cuando hay algo que decir”, joder y tanto.

Si me tuviera que quedar con algunos temas, yo destacaría ‘Hozkia’, ‘Zuri’, ‘Zaldi Zauritua’ y ‘Sed Lex’. Son los más speedicos y me empalma la velocidad con control, los buenos estribillos y los riffs llenos de epicidad.

Así pues, Berri Txarrak, que mantiene su grandeza impoluta tras este nuevo álbum, continúa su arduo camino hacia lo más alto de la música nacional. Se lo han ganado a pulso a base de buenos discos y de unos directos inolvidables por arrolladores. Un fuerte ¡¡¡ZORIONAK!! A Gorka y compañía.